03 mayo 2009

DIARIO DE UN OCIOSO
Domingo, 03 de mayo de 2009


Siento ser tan pesado, pero ser padre primerizo tiene estas cosas. Los polluelos de mirlo han llegado a su quinto día y empiezan a piar con fuerza pidiendo comida. Los padres se turnan en la tarea de buscar gusanos y otras asquerosidades con las que alimentarlos. Definitivamente son dos los polluelos que han nacido y el seguimiento es muy emocionante para todos.

los mirlos, dia 4

Ayer rompimos la tranquilidad habitual que rodea el nido con una barbacoa en el patio de Graceland para celebrar – con un poco de retraso – los cumpleaños de Maria José, de mi madre y de mi hermana. Por fin parece que podemos utilizar el patio de Graceland en un día festivo.

Por la noche – y con un día de adelanto– disfruto de los fusilamientos del 3 de mayo (esta vez en una incruenta versión futbolística). Por una vez, aquello de “que gane el mejor” deja de ser una socorrida frase para hacerse realidad.

1 comentario:

El futuro bloguero dijo...

Me ha hecho mucha gracia los de los fusilamientos... Afortunadamente, ganó el mejor, y ya era hora de que se acabase esa persecución cansina y aburrida en el estilo de los que perdieron...

Me fascinan los dos mirlitos... En mi casa nos despiertan sus cánticos ya que el parque de enfrente está lleno de mirlos. Y eso es un lujo en una ciudad tan ruidosa como Madrid...

abrazo.